Corpico, UOCRA y la UNLPam se unen para dictar un curso a personal de la construcción

La Universidad Nacional de la Pampa (UNLPam), a través de la Facultad de Ingeniería, la Corpico y la delegación local de la Uocra, organizarán en forma conjunta un curso de lectura de planos, dirigido a trabajadores y trabajadoras de la construcción. La capacitación se pondrá en marcha el próximo martes a las 20, y constará de ocho encuentros semanales de dos horas cada uno.

La presentación del curso se realizó ayer a la mañana en la sede local del rector la UNLPam, y estuvo a cargo de la vicerrectora de la casa de altos estudios, Verónica Moreno; el diputado provincial y gremialista de la construcción, Roberto Robledo; el titular de la Corpico, Pablo Zampieri; y el docente de la Facultad de Ingeniería, Miguel Langé.

«Es muy frecuente que muchos constructores, albañiles, tienen dificultades en las lecturas de los planos y requieren de un apoyo muy intenso de una persona que les esté explicando cómo son los planos y puede haber errores en el trabajo. Serán ocho clases de dos horas cada una, y la idea es empezar por los conocimientos básicos e ir avanzando para que cualquier persona que vea un plano de arquitectura, entienda cada simbolismo», explicó Langé.


Doble propósito

El profesional piquense además remarcó que la capacitación tiene por un lado un objetivo formativo, y por otro, lograr un acercamiento a la Universidad.

«Esto tiene un doble propósito, por un lado, que las personas sepan leer un plano, y que además haya cerca de 50 personas que jamás pisaron la Universidad, que estén sentadas en un banco de nuestra Facultad, compartiendo un curso y usando cuestiones que ellos con sus impuestos ayudan a pagar. Entonces va a generar que la distancia que hay entre la clase trabajadora y la Universidad se vaya achicando, y eso también es uno de los objetivos», señaló.

En el mismo sentido se explayó Moreno, quien destacó que el curso es de carácter abierto y gratuito.

«Para nosotros es muy importante y ojalá podamos replicarlo. Esto tiene que ver con cómo se ve a la Universidad y es un desafío muy importante poder habilitar el espacio porque uno lo vive de otra forma cuando está adentro, y ojalá todos, de una u otra manera podamos estar dentro de la Universidad», dijo.

«Hay que romper con el mito de que la Universidad solo te prepara con una carrera de grado que dura cuatro, cinco o seis años, y tenemos que ser capaces de imaginarnos otra Universidad que esté disponible a las necesidades de la población», agregó.